Fragilidad, de Ismael Serrano (Naves ardiendo más allá de orión)

ISHace muchos años que descubrí la música de Ismael Serrano y desde entonces ha sido un compañero constante de mi melancolía. Su música siempre estaba allí cuando necesitaba emborracharme de ella para ahogar mis penas, y esa herida mía de poeta fustrado que sólo puede ver en los textos ajenos y en sus palabras el espejo de lo que debería haber sido mi verbo. Su sencillez, su marcado objetivo de contar historias (siempre con final trágico) y su amor por la guitarra conquistaron una parcela en mis orejas, obligando a Joaquín Sabina y a Mike Oldfield a ceder terrenos. Aún me quedaban por conocer muchos otros cantautores, pero con ninguno hice míos sus sentimientos como con Ismael Serrano. A cada disco su evolución se hace patente y lo que lo motiva en cada ocasión, pero nunca sin perder su marcado estilo de contar las cosas.

Sé que tiene en el mercado un nuevo disco, pero aún no ha caído en mis manos (Y debo darme prisa porque el de Mike Oldfield está cerca y hay que ahorrar). De uno de sus últimos discos (Naves ardiendo más allá de Orión) me ha costado sacar una canción sóla, porque hay un buen puñado de temazos contenidos en él. Pero fragilidad fué el que mejor me entró en el momento en que escuché por primera vez el disco, y como escusa no está nada mal para transcribirla aquí:
Ismael Serrano
Fragilidad
Todo es frágil. Tu costumbre de amarme, mi fe.
El silencio y la vida que duerme en un vagón de tren.
Tu contrato fugaz. La memoria, este hilo de voz.
Las quimeras que surcan estrechos
y este corazón que persigue tu rastro
en la alfombra de la habitación.
No es tan frágil el trueno del fusil,
el temor a perderme tus dulces mañanas,
tanto dolor
La memoria del banco, el aroma de aceite en el mar.
Las fronteras de acero para hombres,
humo para el capitán que regula espejismos y ordena tu necesidad.
Yo soy frágil como un cristal si falta usted a esta cita, mi amor,
si el canto se llena de olvidos, si el recuerdo se va
y ya no ríe conmigo
Quizás no seamos heroes pero aun seguimos vivos.

Y en la crisálida su voz estallará,
y no se quedará inmóvil al borde del camino
y hará futuro su fuerte fragilidad.

Es tan frágil el abrazo del mundo y su paz.
La promesa de la tribuna y su empeño por perdurar.
Sobervio y resistente es el grito del miedo
anunciando el final,
y la noche que escupen al cielo tantas chimeneas.
Los disparos de nieve, el rugido de las bayonetas.

Quizás no sea tan frágil tu costumbre de amarme, mi fe,
tu voz y mi memoria; sabes quizás me equivoqué.
Quizas no sea indestructible el trueno del fusil, tanto dolor.
La burbuja que encierra este grito y este temor
a saberme perdido a perderte y perder la razón.
Yo soy frágil como un cristal;
Si falta usted a esta cita, mi amor,
si el canto se llena de olvido;
si el recuerdo se va
y ya no ríe conmigo

Quizás no seamos heroes pero aun seguimos vivos.
Y en la crisálida su voz estallará,
y no se quedará inmóvil al borde del camino
y hará futuro su fuerte fragilidad.

IS

Publicado el enero 5, 2008 en General, Opinion. Añade a favoritos el enlace permanente. 1 comentario.

  1. Hola, buscando la letra de esta canción entré a esta liga.Yo también tengo poco tiempo de haber descubierto a Ismael Serrano; me parece un excelente cantautor, sus letras, su música. Todos sus discos están muy buenos. Que tengas un gran día.

    Rubén
    Programador
    Hermosillo, México

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: